¿Qué es un injerto óseo dental?

Cuando perdemos un diente en la adultez, el tejido óseo maxilar que lo rodea empieza a perder densidad. Como su único propósito es sujetar un diente, si éste se pierde nuestro cuerpo deja de estimular el crecimiento del hueso. A medida que perdemos densidad ósea, nuestros gestos se envejecen, nuestros labios pierden soporte y otros dientes pueden verse amenazados. Además, el tratamiento con implantes dentales se complica. Hoy, desde el Blog de Clínica Dental Central (tu dentista en Ocaña y San Martín de la Vega, cerca de Valdemoro); os hablamos del injerto óseo dental.

El injerto óseo es un procedimiento quirúrgico por el que sustituimos tejido óseo insuficiente por un tejido óseo que esté en condiciones de recibir un implante dental. Si tu dentista ha recomendado un trasplante de hueso, es posible que sientas miedo o ansiedad ante éste procedimiento. Vamos a intentar disipar algunas nociones sobre éste tratamiento, que puede mejorar tu vida enormemente.

En primer lugar, el injerto óseo no es una intervención mayor. Es un procedimiento quirúrgico, que se realiza con anestesia local y que es totalmente indoloro. El mismo día de la intervención es recomendable quedarse en casa a descansar, pero al día siguiente podrás hacer vida normal. En una semana podrás realizar cualquier actividad física y si sientes alguna molestia puede tratarse fácilmente con analgésicos genéricos.

El injerto óseo no acompaña a todos los tratamientos con implantes. Sólo recurrimos a éste tratamiento si la evaluación inicial de tu caso revela insuficiente tejido óseo. En algunos casos, tanto el injerto como el implante pueden realizarse en una sola sesión.

No tendrás que donar hueso de otra parte de cuerpo. Aunque ésta opción puede ser necesaria, en la mayoría de los casos trabajamos con materiales sintéticos que estimulan y dirigen el crecimiento de nuestro propio maxilar.

No sabemos si es por el nombre, pero el injerto óseo parece espantar a algunos pacientes, que renuncian a un tratamiento por implantes por evitarlo. Sin embargo, el injerto óseo no añade dificultades extra al tratamiento y la escala de la intervención es similar a la de la mera colocación de un implante.

Con ésta opción de tratamiento, damos a tu boca las mejores posibilidades de éxito para recibir un implante dental. Una vez el implante esté integrado en tu maxilar, éste volverá a crecer como si estuviera soportando un diente natural.

En la Clínica Dental Central, (tu dentista en Ocaña y San Martín de la Vega, cerca de Valdemoro); contamos con un equipo multidisciplinar de especialistas que te ofrecen todos los tratamientos que necesitas para poder volver a sonreír y para contar con todas las garantías en tu tratamiento con implantes dentales.

Ven a vernos para una primera evaluación totalmente libre de compromiso. Contáctanos en el 918 087 136 (San Martín) y en el 925 130 194 (Ocaña).

Entradas Recientes

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.